Coppa di Parma IGP y Capocollo Nostrano imprescindible en la cocina italiana.

Embutido típico Italiano. La zona de producción de la Coppa di Parma IGP se localiza en el territorio que comprende las provincias de Parma, Módena, Reggio Emilia, Mantua, Pavía, y los municipios que se encuentran circundantes al río Po, como son los que pertenecen a la provincia de Lodi, Milán (San Colombano al Lambro) y Cremona. De acuerdo a las investigaciones cuidadosas de los estudiosos referentes a los orígenes históricos y de los productos alimenticios típicos, las referencias inequívocas de su producción se remontan a 1680.

Para la producción de la Coppa di Parma se utiliza la mayor parte de los músculos de la región cervical superior de los suinos italianos y el peso fresco es de aproximadamente 2,7 kg -3 kg kg.

Este embutido se diferencia de otros productos de la misma categoría por su típico sabor suave y equilibrado, su forma cilíndrica y su color uniforme, rojo en la parte magra y ligeramente rosa en la parte grasa.

¿Cómo se produce?
La sal se aplica con el método de salazón en seco, colocándolos en vagonetas de varios estantes; esta técnica de salado es la mejor para dar al producto un proceso de curación larga y las mejores cualidades organolépticas. La carne se frota vigorosamente primero con una mezcla de sal y especias como la pimienta, el hinojo y el laurel, y después de un período de descanso se embute en tripas naturales, se ata con una cuerda de cáñamo y se deja madurar en un ambiente adecuado durante un periodo mínimo de dos meses y un máximo de cuatro meses, en este punto la carne está compactada y ha ganado los sabores intensos y equilibrados que la caracterizan.

Recomendaciones para su uso

La Coppa di Parma, suave y persistente en el paladar y aroma delicado, es excelente como aperitivo, es óptima en los entremeses, ideal durante las comidas y perfecta para los bocadillos. Marida a la perfección con un buen vino blanco DOC, como por ejemplo un Colli di Parma. Es un producto apto para celíacos ya que no contiene gluten. Tampoco contiene lactosa ni proteínas de la leche.

¿Cómo se almacena y cómo comerla?

La Coppa puede ser almacenada durante muchos meses si está entera, en un lugar húmedo y fresco (12-18 ° C). Una vez cortada debe ser almacenada en el refrigerador entre 0 y 7 ° C y consumida antes de 2 meses. Una vez abierta debe guardarse en la nevera envuelta en un paño de algodón húmedo.
Antes de cortar la Coppa, se recomienda quitar la piel exterior y si estuviese muy condimentada, lo ideal es envolverla con un paño empapado en vino blanco durante un día entero.

Cortada en finas lonchas es como mejor se aprecian sus características gustativas.

La variante más conocida de este embutido es el CAPOCOLLO NOSTRANO DOLCE que se produce en la región de Umbria  y su sabor es ligeramente más salado y más intenso, también es ligeramente más curado y más seco.

En nuestro catálogo disponemos de estos embutidos, la Coppa es de Montana y el Capocollo Nostrano es de la marca Cascina Sant´Ersilia.