Torta Margherita al limón sin gluten y sin lactosa @Nutrifree

Tenemos una receta sin gluten y sin lactosa para los más golosos. nike air max 90 goedkoop Nike Air Max 2017 Heren wit La “Torta Margherita” ‪#singluten y ‪#s‎inlactosa rellena con crema al limón, recién horneado por Monica’s kitchen para ‪#‎NutriChef‬ 11899762_910465042321956_5283062945081967540_n

Ingredientes para la tarta:

400 g Mix per Dolci Nutrifree 3 g de goma de Xantana 4 huevos 1 limón exprimido 100 ml agua 130 g de azúcar 1 bolsita de levadura 30 g de aceite Azúcar glas Para la crema 100 ml agua 1 limón (jugo y piel) 30 g de almidón de maíz. Goedkoop Nike Air Max 2016 nike tn 2017 femme 70 g azúcar (se puede añadir un poco más al gusto del pastelero o pastelera, en base a como le guste la crema) 2 yemas

Preparación:

En un bol, mezclar la harina, la goma de xantana, la levadura, el azúcar, los huevos, el aceite el jugo de limón y el agua hasta obtener una masa homogénea. Indiana Pacers Maglie Portland Trail Blazers Llegados a este punto, poner papel de horno sobre una bandeja y hornear la mezcla obtenida a 180ºC durante 35/40 minutos. Michael Wacha Jersey under armour pas cher Lavar el limón y rallar la piel, añade el jugo y calentarlo a fuego lento. Nike Air Max Goedkoop Scarpe Nike Seguidamente, en un bol, batir las dos claras de huevo con el azúcar, el almidón de maíz y la mitad del agua que tenemos preparada. Nike Air Max Sko Goedkoop Air Max 2016 Schoenen Una vez obtenida una crema, tirar en una paella añadiendo el restante de agua sin parar de mezclar para evitar que se formen grumos o se queme en el fondo. Adidas NMD Heren Soldes Nike Pas Cher No quitar del fuego hasta que la crema adquiera su punto justo de cremosidad y dejar enfriar recubriéndola con un film transparente. mochilas kanken big Fjallraven Kanken Big Consejo relativo a la crema: pruébala cuando esté casi en su punto , según sea el limón podría llegar a quedar demasiado áspera y aún podríamos añadir algo de azúcar para rectificarla. Nike Heren En el momento que la torta esté tibia, cortadla por la mitad. air max 2017 goedkoop New Balance Goedkoop Rellenadla con la crema de limón que acabamos de hacer, cubre y espolvorea la superficie con abundante azúcar glas.

Viaje a la cuna de la pizza, Nápoles.

Si hay algo de lo que se enorgullecen los napolitanos, incluso por encima de su venerado San Gennaro, es de haber creado un manjar internacionalmente conocido, LA PIZZA. Según ellos, solo en Nápoles se elaboran pizzas auténticas con los ingredientes correctos: pasta, tomate, mozzarella y albahaca. Para muchos de ellos, el resto de pizzas que se elaboran en Italia y en el resto del mundo, son burdas imitaciones o inaceptables herejías. La mejor manera de comprobar si tienen razón es viajar a la capital de la Campania y probar su pizza in situ.

Lo cierto es que la base de la pizza y sus parientes más similares (pan de pita, la focaccia, la piadina,..) se vienen cociendo en hornos, a lo largo y ancho del Mediterráneo, desde la Antigüedad, pero conviene no enzarzarse en discusiones de este tipo con un napolitano, que nos contará el verdadero y único origen de tan sencillo y delicioso manjar: Nos remontamos al año 1889 cuando a la reina de Italia, Margarita, que pasaba el verano en Nápoles, se le antojó probar esa “comida de pobres”, así que ordenaron a la guardia que encargaran una de esas pizzas a un cocinero llamado Raffaele Esposito, famoso en la ciudad por sus pizzas. Esposito se esmeró en elaborar su pizza ya que iba en juego su reputación y creyó que lo más acertado era diseñar una con los colores de la bandera italiana: el rojo del tomate, el blanco de la mozzarella y el verde de la albahaca. A la reina le encantó la idea y desde entonces esta pizza ha sido llamada en su honor, Margherita.

En todo caso, si te gusta la pizza y viajas a Nápoles, te recomendamos visitar la pizzería más antigua de la ciudad: La Antica Pizzeria Port´Alba, fundada en 1830 y que no ha dejado de servir auténtica pizza napolitana hasta hoy. Este local aparece en todas las guías de la ciudad, más como monumento histórico que como lugar para comer, ya que siempre está llena de turistas. Aun así, es obligado pasar por allí y después elegir cualquier otra vieja pizzeria del  centro histórico de Nápoles para comer como un verdadero napolitano.

Fuente: http://canalviajes.com/napoles-viaje-a-la-cuna-de-la-pizza/

¡Espero que os haya gustado!