FLORIOVO, marsala con extracto de huevo ¿Quieres saber lo que se siente?

marsala-florioTenemos en nuestro catálogo de productos italianos un vino bastante inusual que despierta bastante interés entre los amantes del vino. Estoy hablando del Floriovo, un vino (por así decirlo) producido por una empresa siciliana con una gran solera y una historia fascinante, me refiero a la Cantina Florio.

El Floriovo es un vino marsala aromático “alternativo” que se ha disfrazado con extracto de yema de huevo para guste y disfrute de los que buscan sensaciones nuevas. ¿Quieres saber lo que se siente?

4054

 

 

 

Cantina Florio, forma parte del Grupo Duca di Salaparuta y Corvo.

El Floriovo se produce en una cantina siciliana llamada Florio, son especialistas en vino además de tener una historia de distintos intereses de negocio, incluyendo la arquitectura, “art nouveau”, cerámica, la pesca de atún e incluso carreras de coches! Algunos habréis oído hablar de la de la Targa Florio, una de las carreras de automóviles más antiguas del mundo, iniciada por uno de los miembros de la familia Florio, Vincenzo Florio .

¿Es un vino?

En aras de la simplicidad, que es mi marca de la casa, os diré que “vino” es el término que usaré para describir el Floriovo, su base la forma el vino Marsala con denominación de origen aunque en su fórmula se le añada huevo.

Aunque inusual y poco extendido, este vino se viene haciendo desde épocas inmemorables, existe la tradición en algunos lugares, de añadir al marsala una yema de huevo para dar a los niños con resfriados para ayudarles a dormir mejor. Por tanto, no es tan raro que se haya comercializado con otros fines que los meros curativos, no?

floriovo_marsala_0

Volviendo al Floriovo. Os diré que lo forman 30% de Catarratto, 40% Grillo y 30% de Inzolia. A la mezcla se le añade estracto de yema de huevo y azúcar.
Os diré que es un vino de color ámbar oscuro, con reflejos dorados. En nariz es intenso y rico, pero bien equilibrado. El sabor es armonioso, suave, con toques de vainilla y sabor de almendra. Muy agradable al paladar, aunque resulta un poco más pesado que el Marsala normal por la densidad que aporta el extracto de huevo. Tiene un 18% vol.

Es agradable, sobre todo para acompañar dulces típicos italianos y no deja esa sensación de ardor que dejan algunos digestivos más fuertes, como la grappa. También se puede utilizar para elaborar algunas recetas de tradición italiana como el Tiramisú, los savoiardi bañados con Floriovo son una delicia.

Además, yo añadiría otra utilidad, podría ser divertido hacer una cata a ciegas entre amigos para ver si tus invitados pueden adivinar lo que es y, lo más interesante, lo que contiene.

Hasta aquí este post dedicado al Floriovo, espero haber aportado un poco de luz a vuestra solicitud. Si tenéis la ocasión no debéis perder la oportunidad de probarlo. Merece la pena!

 A continuación os paso un mapa con la localización de las Denominaciones de Origen del Marsala en Sicilia.

images

Feliz fin de semana! 😀

 Para saber más sobre el Marsala y sobre la cantina:

El post que escribí sobre Sicilia: http://www.cbg.es/blog/2013/01/07/sicilia-un-derroche-de-personalidad-y-un-paraiso-que-besa-el-mediterraneo/

http://www.cantineflorio.it/vinomarsala/vinomarsala.htm

http://www.duca.it/cantineflorio/

 

Hoy cenamos Scaloppine al Marsala! mmmm …

Buenos días!

A parte de la pizza y los spaghetti, el primer plato que probé en un italiano fue los Scaloppine al Marsala. A partir de ese momento, me enamoré de la carne empanada con salsa y he hecho mil adaptaciones de esta receta, pero este es otro tema y hoy me centraré en los SCALOPPINE AL MARSALA. Fácil y rápido de hacer resulta un excelente segundo plato, siempre me ha encantado, de hecho, cualquier carne con salsa de vino reducida es muy sabrosa y riquísima, si además añadimos la harina para el empanado, ya ni te cuento! El Marsala es uno de los productos italianos más identificativos de su tierra. Tal y como os conté en el post sobre Sicilia , existen dos tipos de Marsala, el virgen y el licoroso y se distinguen básicamente por su tonalidad, sabor y grado alcohólico. En nuestro catálogo encontraréis Marsala de la Cantina Duca de Salaparuta  en la variante “Fine, dolce y secco”. Para la elaboración de esta receta utilizaremos el Marsala Fino (con una afinamiento no inferior a un año y alcohol alrededor de 17%).

pork-marsala

Ingredientes:

Harina

Mantequilla

400 grs de carne de cerdo (la parte de la loncha sin hueso), carne de ternera (parte de la llamada “fesa di vitello” o muslo de ternera) y puede también hacerse con filetes de pollo. A mi personalmente me gusta más hacer los scaloppine con carne de ternera.

Aceto balsámico

sal

Pimienta

50 ml Marsala fino (podíamos haber usado también el seco)

Aceite extra virgen de oliva

Agua

Preparación:

Enharinar los filetes de carne por los dos lados. Poner en una paella baja, el aceite y la mantequilla, calentar y cocinar los filetes enharinados. Dejar cocinar a fuego medio hasta que empiece a dorar, retirar y reservar en un plato.

En la misma paella y con el mismo aceite que hemos frito la carne, añadir el Marsala y un chorrito de Aceto Balsámico (o salsa de soja), dejar cocinar durante 2 minutos; mientras tanto en un vaso con agua fría añadiremos una cucharada de harina y mezclaremos. Añadiremos el agua con harina a la paella mezclando continuamente para que no haga grumos. Ajustar de sal y añadir la carne frita. Dejar reposar para que la carne absorba todos los sabores de la salsa.

Al cabo de 5 minutos emplatar y a comer!!!

*Podemos acompañar esta receta con puré de patata, con arroz o pasta. De cualquier forma, resulta extremadamente exquisita. Una receta elaborada con los mejores productos italianos, espero que os apasione como a mi!!!! 😀

 

Receta: Scaloppine al Marsala.¿Listos para disfrutar de su delicado sabor y textura?

Feliz septiembre a todos, hoy te ofrecemos una receta sabrosa, rápida y fácil, donde el protagonista principal es la carne y el Marsala, de él os hablamos en el post que hacía referencia a Sicilia en Enero, hoy os ofrecemos una aportacoión de este vino a la cocina italiana http://www.cbg.es/blog/2013/01/07/sicilia-un-derroche-de-personalidad-y-un-paraiso-que-besa-el-mediterraneo/

Si hablamos de recetas típicas y que hayan pasado los límites del territorio transalpino, tenemos que hablar de los conocidísimos Scaloppine al Marsala. Este plato se encuentra en cualquier carta de restaurante,  trattoria o pizzeria que se precie en nuestro país. Pues bien, para celebrar el inicio de Septiembre y sabiendo que está próxima la vendimia de la uva blanca y por tanto de la elaboración de este estimado vino … ¡ahí va la receta!.

¡¡¡Espero que os guste!!!

Scaloppine

Ingredientes para 4 personas

8 chuletas de ternera (parte superior)
1 copa de marsala
40 g de mantequilla
preparado de carne, en este caso mejor en polvo.
1 cucharada de vinagre balsámico
suficiente harina
4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra

Para acompañar: los champiñones fileteados o los piñones son ideales.

Elaboración:

 

Para preparar los Scaloppine con marsala lo primero que tenemos que hacer, es poner harina en los ocho filetes de ternera.

.

scaloppine

Fundir la mantequilla en una sartén alta y lo suficientemente grande. Pasar la carne hasta que se vea dorada y apartarla.
En la misma sartén verter un vaso de vino Marsala, cuatro cucharadas de aceite de oliva y una cucharada de vinagre balsámico.
A parte, en un vaso de agua, disolver la harina y verter esta solución a la sartén. Este truco se utiliza para espesar las salsas y es muy eficaz siempre y cuanto se haga aparte y en frío ya que si no se hacen grumos.

Incorporamos a la sartén los Scaloppine y lo dejamos a fuego lento hasta que lo sirvamos ya que debe estar bastante caliente. Acompañamos la receta con unos champiñones y unos piñones salteados que añadirán más sabor al plato.

Decorar con un poco de perejil picado.

http://blog.giallozafferano.it/giornodopogiornobykaty/scaloppine-al-marsala-ricetta-veloce/

Foto de Donnamoderna

BUEN PROVECHO!!!!

 

 

Cannoli Sicilianos, un postre para chuparse los dedos!

Originariamente, los cannoli se consumían durante el Carnaval de Sicilia, pero que han tenido tanto éxito, que se han convertido en el postre más popular y apreciado de esta isla mediterránea. Hoy día se comen durante todo el año.

Básicamente están formados por una envoltura de masa frita y crujiente, relleno con una mezcla de crema de queso ricotta, trocitos de chocolate o cubos de calabaza confitada. En los extremos se decoran con cerezas confitadas, naranjas confitadas, pistachos picados o chocolate.

En nuestro catálogo tenemos a vuestra disposición unos Cannoli realmente buenísimos, como hechos en casa y de la marca Torino pasticceria, pero si quieres hacerlos en casa, ahí va la receta!!!


Ingredientes para 24 unidades:

 

Para la masa de la galleta:

250 g de harina normal o harina de maiz (apta par celíacos)

30 g de azúcar

50 g de manteca de cerdo

5 g de chocolate en polvo amargo (apto para celíacos)

Una cucharada rasa de sal

Una cucharada rasa de canela en polvo

Una cucharada rasa de café en polvo.

1 huevo mediano

30 ml Vinagre de vino blanco

30 ml Marsala seco o prosecco.

 

Para el relleno:

750 g de ricotta de oveja fresquísima

300 g de azúcar

75 g de chocolate para fundir

 

Para decorar (en este caso):

Cerezas confitadas

Azúcar glas

 

Para cerrar los cannoli:

Una clara de huevo

 

Para freír:

1 L Aceite de cacahuete o manteca de cerdo. Si queremos rebajar calorías, podemos freír con aceite de girasol.

Preparación:

 

Antes de comenzar a preparar la masa de los cannoli, poner la ricotta en un colador para que empieze a drenar el agua sobrante y guardar en el refrigerador. Poner en un bol grande la harina, la sal, la canela, el café en polvo, el cacao y el azúcar. Añadir la manteca de cerdo, el huevo y el vinagre mezclado con el Marsala (1). Esta mezcla líquida debe agregarse lentamente, mientras vayamos amasando, ya que puede no ser necesario añadirla por completo, dependerá sobretodo de cómo absorbe la harina que se utiliza. Tenga en cuenta que la masa debe ser suave y elástica pero firme. Amase la mezcla durante al menos 5 minutos (2) sobre una superficie de trabajo, hasta que quede elástica, suave y homogénea (3) y luego envolver en papel film. Dejar en reposo durante al menos una hora en la nevera.

Ahora nos centramos en preparar la crema para el relleno: Coloca en un bol la ricotta bien drenada y añade el azúcar (4). Remueva suavemente los ingredientes sin insistir demasiado, cubrir el recipiente con film y coloque en la nevera durante por lo menos una hora más. Después de la hora indicada, tomar un tamiz muy fino, colóquelo en un recipiente y con la ayuda de una espátula aplaste la mezcla de ricotta y el azúcar hasta hacerlo salir (5) . Una vez que tenga una muy buena crema, añadir el chocolate (6) (o, si se prefiere, los cubos de calabaza confitada, como dice la tradición) guardarlo en la nevera en un recipiente con tapa.

Coger la masa para las galletas del cannoli y estirar hasta obtener una capa fina 1-2 mm (7) (se puede utilizar la máquina de estirar la pasta o usar un rodillo). Con un corta pasta redondo, de unos 9 cm Ø, cortamos 24 unidades ( 8 ) que alargaremos con las manos, formando óvalos (9).

Luego enrollar en unos cilindros de metal apropiados, teniendo cuidado de poner clara de huevo en los extremos (10) antes de apilarlos. Como alternativa a esta forma oval y para no manipular con las manos, también se puede utilizar un corta pasta en forma de rombo (11) y luego enroscar la masa fina en los cilindros metálicos (12).

Calentar la manteca de cerdo (o aceite) (13) en una sartén no muy grande a una temperatura de 170-180 ° (14) y luego freír todas las galletas. A continuación, poner sobre un papel absorbente para quitar el exceso de aceite y para que se enfríe por completo (15) antes de retirar los cilindros de metal.

Una vez frías, retirar el cilindro y rellenar con la crema de ricotta y chocolate (16) que hemos puesto previamente en una manga pastelera. Para completar los cannoli decoramos los extremos con cerezas confitadas (17) (también podemos poner cáscara de calabaza, naranja, chocolate o pistachos picados) y una generosa capa de azúcar glas (18).

Receta extraída de la web GIALLO ZAFFERANO:  http://ricette.giallozafferano.it/Cannoli-siciliani.html

 

Receta de uno de nuestros postres preferidos: el Tiramisú

Ingredientes:

– 400 gramos de Savoiardi o bizcochos blandos
– 6 huevos
– cafè azucarado a tu gusto mezclado con un chupito o de Grappa a la Canela o de Marsala.
– 120 gr de azùcar
– 500 gr de queso Mascarpone
– cacao amargo en polvo para espolvorear

Preparación:
Empezamos  preparando la crema: Cogemos los huevos y separamos las yemas de las claras.
Meto las yemas en un recipiente, añado la mitad del azúcar y mezclo bien hasta que el azúcar se derrita completamente. Ahora incorporo el mascarpone.
Aparte he montado las claras a punto de nieve junto con el azúcar que me quedaba y las añado a la crema de yema y mascarpone, mezclando con suavidad hasta obtener una crema homogénea.

Montamos nuestro tiramisú.
Empezamos mojando los savoiardi en el café (tibio) y el licor. Mojamos de uno en uno y rápidamente cada savoiardi y montamos en una fuente una capa como base.
Terminada la primera capa de bizcocho ponemos encima parte de la crema que resultará muy densa porque hemos montado las claras con el azúcar. Nivelamos bien y espolvoreamos el cacao amargo.
Hacemos una segunda capa de bizcocho. Si la primera capa de savoiardi la hemos montado horizontal, en ésta capa, los montaremos en sentido vertical. Acabamos la preparación del tiramisú poniéndole una capa de crema  y espolvoreando con el cacao amargo.  Dejar enfriar durante 2 o 3 horas en la nevera antes de servir.

¡¡¡Buen provecho!!!!