Escapada a Italia para Fin de Año

Celebratory fireworks over Collosseo. Italy. Rome.¿Aún no tienes planes para mañana? Este post va para los más impulsivos, los de “a última hora”, para los que aún no tienen un plan especial para fin de año…¿qué os parece una escapada a Roma? Os damos en cuatro pinceladas algunos motivos por lo que recibir el año en el país vecino.

Desde el 8 de diciembre, día de la Inmaculada y durante todas las fiestas os podréis encontrar por la calles de la “Città Eterna” a los “zampognari”, personas que se visten como campesinos y que llenan las calles de música con sus “zampogni”, un instrumento antiguo de caña que se podría asemejar a la gaita. Esta tradición arraigada desde hace siglos, proviene de los pastores de Abruzzo que antiguamente viajaban hasta Roma en estas fechas recordando a los pastores que fueron hasta Belén. ¡Y hablando de Belén! Otra de las costumbres más arraigadas de Italia, que nació en ese país; el “presepe” (Pesebre en español). De ahí que también sea tradición, los impresionantes belenes en innumerables plazas como la Piazza del Popolo o la Plaza de San Pedro. También los podréis encontrar en diferentes Iglesias. Incluso la preciosa Toscana adquiere un aire muy navideño con los pesebres vivientes de ciudades como Florencia, Siena o Arezzo.

Mención aparte para la Piazza Navona que durante toda la Navidad se llena de color, tenderetes de adornos navideños y de gastronomía, tiovivos, atracciones, artesanía,…

Para la Nochebuena, la cena en familia y la Misa del Gallo son las costumbres más tradicionales para los italianos, que viven estas fiestas de una forma muy familiar. De echo existe un dicho italiano; “Natale con i tuoi, Pasqua con chi vuoi“, que significa, Navidad con los tuyos, Pascua con quién tu quieras. Esta noche del 24 de diciembre, tras la misa y junto a una taza de chocolate caliente, se desenvuelven los regalos al pie del árbol de Navidad. Justo es día por la mañana, los más pequeños descubren ilusionados al Niño Jesús en el belén, ausente hasta ese día.

¡Y por fin llegamos la Notte di Capodanno! En representación a la rica y variada cultura gastronómica del país, como no, la “Cena de San Silvestro” es motivo de encuentro familiar de la última noche del año. Después de comer y beber en abundancia, de comer turrones, Panettone y Pandoro e inumerables dulces, y coincidiendo con las campanadas de medianoche, es típico comer “Cotecchino con Lenticchie”, pata de cerdo con lentejas. Para los italianos, las lentejas son símbolo de buena suerte y dinero, ya que su forma redonda recuerda a las monedas. Además, cuándo éstas se ponen en remojo crecen y metafóricamente se considera una forma de atraer la buena fortuna. Así que cuantas más lentejas se coman, más suerte y dinero se tendrá. Ésta es una tradición muy antigua italiana. Se sabe que los antiguos romanos ya solían regalar para Fin de Año lentejas, asegurando así un año próspero y rico para aquel que las recibía. De hecho, si estáis en Roma el último día del año y aún no tenéis las lentejas, ¡os va a ser difícil encontrar un solo tarro en cualquier supermercado!

imagesCAU00VV5

 

 

 

 

 

 

 

Foto del blog de recetas GialloZafferano, http://www.giallozafferano.it/ricerca-ricette/zampone+con+lenticchie  ,donde podréis encontrar muchas recetas de este plato típico Italiano.

Después de las lentejas se brinda con Prosecco y empieza la fiesta fuera de las casas bajo una lluvia de fuegos artificiales y con música y conciertos en directo en muchas de las calles romanas. Desde siempre Italia ha sido uno de los países de Europa con mayor cantidad de fuegos artificiales durante las fiestas de Navidad. Se dice que se trata de una tradición heredada por Marco Polo, mercader y viajero Veneciano, quién al llegar a la antigua china y descubrir la pólvora, descubrió también que mezclándola con sustancias colorantes se podía utilizar tal y como la conocemos, como elemento de festejo.

Otra costumbre, como en muchos otros países incluido el nuestro (en algunas zonas), es regalar lencería roja a las mujeres, que deben llevar puesta la noche de fin de año, también como símbolo de buena suerte.

Y nos dejamos para el final, una de las costumbres milenarias más sorprendentes y puede que menos conocidas, muy arraigada en el sur de Italia; en regiones cercanas a Nápoles los habitantes del lugar, al llegar las 12 de la noche, tienen por costumbre tirar por los balcones y ventanas los trastos viejos, muebles, ropa, vajilla, … todo lo que esté en desuso, como símbolo de renovación para despedir lo antiguo y dar paso a lo nuevo. Se dice que de esta tradición podría venir la conocida frase “tirar la casa por la ventana”.

O sea que ya sabéis, si os decidís por despedir el año en Italia, prepararos para alegraros la vista y el alma, con los mercadillos, la música, la gastronomía, los fuegos artificiales,… Acordaros de comprar las lentejas con antelación y por si acaso la botella de Prosecco. Ah! Y las chicas no os olvidéis de la ropa interior roja! Por último, si os da por visitar el sur, poneros a salvo, eso sí con la copa de Prosecco en la mano para brindar por el nuevo año.

Hemos utilizado diversas fuentes para confeccionar este post, principalmente www.enorama.com, http://blog-italia.com, www.diariodelviajero.com, www.skyscanner.es y como no, el conocimiento de primera mano de nuestros compañeros italianos que con pasión nos cuentan las tradiciones de su país.

¡FELIZ AÑO NUEVO PARA TODOS!

2015

Navidad con Panettones Borsari … el panettone definitivo!

Buenos días a to@s…. estoy tan contenta!!!! Nos acaban de informar que han entrado hoy en nuestro almacén los Panettones de Borsari. 

Como cada año tenemos en nuestro catálogo, a parte de los mejores productos italianos,  un rincón dedicado a la Navidad y a los productos que encontramos en las mesas italianas durante estas esas fechas. Los Panettones y Pandoros llenan nuestros almacenes de color y de alegría ya desde Octubre.

BORSARI CBGLos primeros en llegar han sido las 4 novedades que os tenemos preparadas para este año! Borsari nos ofrece la calidad y la imagen que necesitamos ofreceros, la mejor!  Ahora os explico “porqué” son definitivos!!!

Experiencia, Autenticidad y Pasión

El proceso de producción de los Panettones es totalmente artesanal y dura hasta 3 días, desde el amasado hasta el envasado del producto final.

Los ingredientes: todos los ingredientes, desde la harina a la leche, del huevo a la mantequilla, de las frutas confitadas a la levadura, son de origen natural rigurosamente frescos, sin conservantes ni colorantes.

Para poneros un ejemplo, están elaborados con mantequilla 100%, del Norte de Europa (a diferencia de otros muchos productos de bollería que utilizan margarina), la fruta confitada es del Sur de Italia y las pasas de Turquía, las mejores procedencias que aseguran la gran calidad de estos dulces.

La fermentación: Elaborados con masa madre. El proceso de fermentación dura unas 14 horas (al natural), a unos 30º. El secreto; que la masa tenga suficiente tiempo para adquirir la suavidad y delicadeza necesaria.

El enfriamiento: una vez cocidos se dejan enfriar en posición invertida para que no pierdan volumen. Este proceso dura 12 horas más.

Los sabores que te traemos, desde mi punto de vista, son espectaculares: 

El PANETTONE de PISTACHO!!!! el PANETTONE de LIMONCELLO (ufff yo uso limoncello hasta para dar sabor a las berenjenas! imagina cómo tiene que estar el PANETTONE!!!!), el PANETTONE de CHOCOLATE (cubierto de avellanas picadas!) y el PANETTONCINO CLÁSICO en formato pequeño (100 gramos).

Pronto estarán en las tiendas especializadas y en restaurantes de comida italiana, no dudes que son espectaculares!!!!

Pruébalos!!!!

PANETTONCINO BORSARI CBG PISTACHO BORSARI CBG LIMONCELLO BORSARI CBG GRAN CHOCOLATE BORSARI CBG

¿Cómo se celebra la Navidad el Italia? Fiestas, tradición y gastronomía.

El menú de la Noche Buena italiana, el conocido “cenone” tiene sus reglas. La primera de las cuales es comer exclusivamente pescado. Hay que recordar que los menús no son iguales en todas las regiones italianas, pero sí hay algunos platos típicos como los vegetales fritos (una tradición romana), tartinas y ensalada de pescado, para empezar. Como es normal, no puede faltar un plato de pasta, entre los más típicos están la pasta con salsa de tomates y atún, spaghetti con almejas u otros mariscos.

En la comida del día 25, el plato principal es sin duda la pasta al horno, un timbal de pasta con salsa de tomate, carne, trocitos de mozzarella y parmigiano. Un plato de carne muy apreciado es el arrosto, la carne asada y el rosbif.

Según la tradición, el Árbol de Navidad aparece en las casas italianas a partir del 8 de diciembre, el día de la celebración de la Inmaculada, cuando las familias empiezan a preparar tanto el árbol como el pesebre. Uno de los pesebres más famosos es el de Greccio, un pequeño pueblo cerca de Roma, donde San Francisco de Asís presentó el primer pesebre viviente en 1223. El árbol y pesebre se quedan en las casas italianas hasta el día de Reyes, 6 de enero, la fiesta llamada “Epifanía” o mejor conocida como la “Befana”, una viejecita que vuela sobre una escoba y entra por las chimeneas para dejar los dulces y regalos para todos. Todos menos los que no se han portado bien, para ellos la “Befana” sólo llevará carbón (dulce, ¡por supuesto!).

El momento sin embargo más esperado por todos los niños es la Nochebuena, cuando llega “Babbo Natale” (el nombre italiano de Santa Claus) que llevará consigo los regalos deseados durante todo el año.

Durante estas celebraciones no pueden faltar los dulces típicos navideños. ¡En Italia no es Navidad si no hay dulces!

¡En Italia no es Navidad si no hay dulces!

En las distintas regiones de Italia se consumen dulces y postres típicos que desde siempre han ocupado un lugar importante en la mesa navideña.

A continuación veamos un pequeño elenco de dulces y postres que invaden las mesas de los italianos durante las fiestas natalicias:

  • Struffoli: es un dulce de la cocina napolitana, tiene la forma de pequeñas perlas  elaboradas de pasta frita.
  • Torrone: es un dulce hecho con la clara del huevo, miel, almendras y/o nueces;
  • Croccanti: son dulces preparados con almendras o avellanas molidas acarameladas;
  • Mostaccioli: son pequeños dulces romboidales hechos de harina, miel, fruta seca y recubiertos de azúcar glass o chocolate;
  • La Cubaita: torrone siciliano hecho miel y ajonjolí;
  • Pandolce: está hecho con harina, pasas, trozos de calabaza confitada, esencia de flores de naranja, piñones, pistachos, semillas de hinojo, leche y Marsala;
  • Panettone: es un bollo con pasas tradicional de Navidad en Milán (Italia). Tiene forma de cúpula y se elabora con harina, levadura, huevos, mantequilla, azúcar, pasas y fruta confitada;
  • Strudel de manzana o Apfelstrudel: es un postre exquisito de la cocina tradicional de Austria y Alemania. Se dice que era un alimento consumido por los menos adinerados y que su elaboración se desarrolló a partir de la Baklava, postre árabe que se elabora con pasta philo y nueces entre otros ingredientes;
  • Pandoro: su forma es troncocónica, con relieves en forma de estrella, normalmente de ocho puntas. El bizcocho posee un color amarillento en su interior, debido al predominio del huevo y la vainilla entre sus ingredientes. También contiene harina, azúcar, mantequilla, mantequilla de cacao y levadura. Generalmente, el pandoro no está relleno de crema o frutas confitadas como sucede en el panettone;
  • Cavallucci y Ricciarelli: son galletas típicas de Siena que consisten en una mezcla con sabor a especias y enriquecida con nueces;
  • Pizza de Natà:  es una la masa de pan con fruta seca como nueces y pasas, chocolate en polvo, ralladura de limón y naranja, higos y azúcar;
  • Panpepato: es un dulce hecho con harina, nueces, chocolate negro, almendras, cáscara de naranja confitada, pasas, miel, piñones, nueces, pimienta molida y vino tinto;
  • Pangiallo: una mezcla de frutos secos y fruta confitada con harina, miel y chocolate;
  • Carteddate: frito en forma de rosa y adornada con miel;
  • Pabassinas: hechas con nueces y almendras picadas, pasas, ralladura de naranja y semillas de anís;
  • Südtiroler Zelten: una especie de pan hecho con abundante fruta seca;
  • Buchteln: pan dulce horneado, relleno de mermelada, espolvoreado con  azúcar y jarabe de vainilla;
  • Buccellato siciliano: pan hecho de hojaldre relleno de higos secos;

A los curiosos que deseen ver una lista más completa de los dulces y postres natalicios  típicos de Italia, podéis visitar la página de wikipedia (disponible solo en italiano): dolci natalizi . En este post nuestra fuente de inspiración ha sido… http://www.vivoenitalia.com/postres-y-dulces-natalicios-tipicos-de-italia/