Descubre con nosotros la Emilia Romagna. Arte, cultura y mucha gastronomía.

Desde la Mortadella, el Aceto balsámico de Modena, el Jamón de Parma, la Coppa, el parmesano, la Grana,…. y un sinfín de productos italianos conocidos mundialmente… esta región de Italia centro septentrional esta considerada una de las más fértiles y productivas de Italia, gracias entre otras cosas, a la influencia del Mar Adriático que modera el clima en la zona costera. Comprende desde los márgenes del río Po al Norte hasta los Apeninos en el sur, esta región Limita con el tercer país más pequeño de Europa, la República de San Marino. 

Este contraste entre la montaña y el mar permite que la Emilia Romagna pueda ofrecer al visitante paisajes impresionantes, mezcla de colores y perfumes de la tierra, de alegría y de mar, de música, de cine y de arte.

Las provincias son:  Bolonia (capital), Ferrara, Forlì-Cesena, Módena, Parma, Piacenza, Rávena, Reggio Emilia y Rímini. 

emilia-romagna-map

Los amantes del mar, del sol y la diversión eligen la ribera de Emilia Romagna, con la playa más larga de Europa, para poder disfrutar de localidades como Rímini, Riccione, Cattolica.
Los Apeninos, en cambio, revelan su belleza visitando los espléndidos parques y las maravillosas reservas naturales.
El interior pone a disposición sus centros termales tales como los de Salsomaggiore y de Bagno di Romagna.

De esta región pertenecen gran parte de nuestros proveedores, marcas como Surgital, Molino Spadoni, Montana, Bertoni, Bertozzi, Acetum, Cantina Ceci y Riunite.

La cultura artística, ha encontrado terreno fértil en esta tierra y ha plantado sus profundas raíces. Son testimonio de ello, desde las obras de Verdi, la poesía de Pascoli, la pintura de Piero della Francesca o Andrea Mantegna,  la escultura de Jacopo Bellini,  hasta el cine del inconfundible Fellini, que se convirtió en mito gracias a sus muchas obras maestras, cuyos guiones y escenarios han tomado vida en esta región.

¿Qué visitar?

Bolonia, la capital de la región. Ciudad de cultura,  ferias y comercio, un ejemplo de la conjugación de estos aspectos lo tenemos en la Basílica de San Petronio, una de las más hermosas iglesias de Italia con una fachada mitad revestida en mármol y mitad rústica. Para admirar el paisaje de la ciudad, se pueden subir los 498 peldaños de la Torre de los Asinelli y el panorama que se admira desde lo alto es el premio al esfuerzo.

La ciudad de Ferrara, declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, es el fruto de la perfecta conservación del esplendor adquirido en la época renacentista. Un esplendor que se manifiesta en sus calles, en las fachadas de los edificios y en los tesoros conservados en el Castillo Estense, una auténtica joya de la arquitectura.

FERRARA

Módena, ciudad del gusto y patria del tortellino es posible visitar la Catedral románica y el Campanario de la Ghirlandina.

Otro lugar que cuenta con 8 edificios reconocidos por la Unesco como Patrimonio de la Humanidad es Rávena, la ciudad de los mosaicos. Las obras maestras de esta ciudad son un ejemplo de la magnificencia adquirida a lo largo de su historia, en la que ha sido capital tres veces. Entre los monumentos para no perderse están la Basílica de San Apollinare Nuovo, el Mausoleo de Teodorico y la Basílica de San Apollinare in Classe.

Emilia Romaña es también una tierra de velocidad, de deporte y del motor. Por ejemplo, en Maranello y en Módena, los amantes de la velocidad pueden visitar el Museo Ferrari y admirar en su interior las máquinas más famosas de la producción de la famosa casa automovilística, sus trofeos y los símbolos que la han hecho famosa en todo el mundo. Imola, en cambio, con sus rocas y plazas históricas, es la sede del conocido autódromo Enzo y Dino Ferrari, que hasta hoy acoge distintas manifestaciones ciclísticas y automovilísticas.

Otro lugar que si podemos, tenemos que visitar es Italia en miniatura, en Rímini ¡es espectacular!

italia_miniatura

¿Qué comer y qué beber?

Cocina hecha de sabores fuertes y refinados: desde los campesinos de Emilia hasta los marinos de Romagna pasando por la laguna de los Valles de Comacchio con sus conocidas anguilas. Entre los platos tradicionales hay que mencionar: el típico Erbazzone, una tarta salada con espinacas o los Pisarei y faso, pequeños ñoquis con alubias de la zona de Piacenza, los tortelloni, agnolotti y todo tipo de pastas gustosamente enriquecidas con diferentes rellenos, aromas y sabores.

En Bolonia hagamos un alto para degustar la mortadela, y probarla, por qué no, con la famosa piadina (pan ácimo). Rey indiscutido de la mesa de Parma, pero conocido y saboreado en todo el mundo, es el jamón de Parma, pilar de la gastronomía italiana que junto al maravilloso queso Grana y al ya legendario Parmigiano Reggiano (Parmesano) hacen de la región un paraíso para los amantes del buen comer.

El Aceto de Modena es otro de los exponentes de esta región rica en sabores. Un popularísimo condimento conocido ya en todo el mundo.

deagostini_emilia_romagna_900

Otro motivo de orgullo para la región, es el vino.
Del Gutturnio, fruto de las Colinas de Piacenza al Trebbiano pasando por el Lambrsusco, el Barbera, el Sauvignon y el Sangiovese. Este es el mapa DOCG y DOC de esta región:

GRAPPOLI IMPORTS EmiliaRomagna

Post relacionados con recetas y productos típicos de la Emilia Romagna:

Pasta resa  http://www.cbg.es/blog/2014/01/02/pasta-rasa-o-resa-primer-plato-tipico-de-la-emilia-romagna/

Salsa Bolognesa   http://www.cbg.es/blog/2013/09/30/la-verdadera-salsa-bolonesa-original-de-la-emilia-romagna/

Lambrusco  http://www.cbg.es/blog/2013/08/16/la-espuma-italiana-el-conocidisimo-lambrusco/

Pasta rellena fresca y congelada de Surgital  (entre otras recetas)

http://www.cbg.es/blog/2013/07/24/tapa-de-pasta-grancappelletto-romagnolo-rellena-de-4-quesos/

http://www.cbg.es/blog/2013/06/28/garganelli-romagnoll-a-tonnetto-con-aroma-fresco-de-lima-rucula-y-queso-di-fossa-di-sogliano/

http://www.cbg.es/blog/2013/11/27/la-pasta-que-no-se-hierve-novedad-navidena/

Coppa di Parma y Capocollo http://www.cbg.es/blog/2013/02/25/coppa-di-parma-igp-y-capocollo-nostrano-imprescindible-en-la-cocina-italiana/

Pecorino Romano  http://www.cbg.es/blog/2013/08/21/pecorino-romano-un-exponente-en-la-tradicion-gastronomica-italiana/

Parmiggiano Reggiano http://www.cbg.es/blog/2013/10/23/nuestros-quesos-los-15-magnificos/

Grana o Parmesano, diferencias.  http://www.cbg.es/blog/2013/08/05/grana-o-parmesanocaules-son-sus-principales-diferencias/

Ravenna  http://www.cbg.es/blog/2013/03/27/escapadas-de-fin-de-semana-en-italia-ravena/

Nuestras fuentes:

http://www.italia.it/es/descubre-italia/emilia-romana.html

www.lebellezzeditalia.it

 

Pizzas creativas y sin tomate!!!! LA PIZZA BLANCA de Oliver Balteo.

Buenas tardes amig@s,

Hoy, aunque un poco tarde, estrenamos la semana con buen pié y con un post bien práctico! Oliver Balteo nos propone algunas ideas para resolver nuestras pizzas, dándole un toque personal y haciéndolas más creativas podemos sorprender a nuestros comensales. En este caso nos centramos con pizzas que en su base no llevan tomate, las llamamos pizza blanca y están exquisitas!!!!

El denominador común es substituir en la base de la pizza, el tomate triturado por una crema de verduras, de queso o de setas. Con ello conseguimos salir de la monotonía y aportar creatividad a nuestras pizzas.

.

pizza blanca

.

Ahí van algunas ideas:

  1. Pizza de crema  de 4 quesos  con porchetta, glasa balsámica y rúcula (puede añadirse por encima tomate seco o semi seco que combina muy bien).
  2. Pizza con crema di calabaza, speck, y queso  gorgonzola (pizza ideal para esta época del año).
  3. Pizza con crema de espárragos, alcachofa ala brasa, berenjena a la brasa, calabacín a la brasa, cebolla a la brasa y mozzarella.
  4. Pizza crema di alcachofa, tomate seco, un mixto de verduritas a la brasa y mozzarella.
  5. Pizza con crema di alcachofa, pancetta arrotolata, queso pecorino con pimienta y mozzarella.
  6. Pizza con crema de espárragos, mozzarella, alcachofas y pimiento rojo a la brasa y fileteado.
  7. Pizza con crema de espárragos, paté de aceitunas negras, mozzarella y salchicha nápoli.
  8. Pizza con crema de calabaza, mozzarella, trozos pequeños de queso pecorino con pimienta y glasa balsámica
  9. Pizza con crema de boletus (funghi porcini o ceps), parmesano, mozzarella fior di latte y speck,

No os perdáis sus sugerencias, están riquísimas!!!

pizza-bianca
pizza_bianca_with_prosciutto_arugula_and_parmesan_h
 
Recetas de Oliver Balteo, chef y encargado de formación y producto de Comercial CBG.

Coppa di Parma IGP y Capocollo Nostrano imprescindible en la cocina italiana.

Embutido típico Italiano. La zona de producción de la Coppa di Parma IGP se localiza en el territorio que comprende las provincias de Parma, Módena, Reggio Emilia, Mantua, Pavía, y los municipios que se encuentran circundantes al río Po, como son los que pertenecen a la provincia de Lodi, Milán (San Colombano al Lambro) y Cremona. De acuerdo a las investigaciones cuidadosas de los estudiosos referentes a los orígenes históricos y de los productos alimenticios típicos, las referencias inequívocas de su producción se remontan a 1680.

Para la producción de la Coppa di Parma se utiliza la mayor parte de los músculos de la región cervical superior de los suinos italianos y el peso fresco es de aproximadamente 2,7 kg -3 kg kg.

Este embutido se diferencia de otros productos de la misma categoría por su típico sabor suave y equilibrado, su forma cilíndrica y su color uniforme, rojo en la parte magra y ligeramente rosa en la parte grasa.

¿Cómo se produce?
La sal se aplica con el método de salazón en seco, colocándolos en vagonetas de varios estantes; esta técnica de salado es la mejor para dar al producto un proceso de curación larga y las mejores cualidades organolépticas. La carne se frota vigorosamente primero con una mezcla de sal y especias como la pimienta, el hinojo y el laurel, y después de un período de descanso se embute en tripas naturales, se ata con una cuerda de cáñamo y se deja madurar en un ambiente adecuado durante un periodo mínimo de dos meses y un máximo de cuatro meses, en este punto la carne está compactada y ha ganado los sabores intensos y equilibrados que la caracterizan.

Recomendaciones para su uso

La Coppa di Parma, suave y persistente en el paladar y aroma delicado, es excelente como aperitivo, es óptima en los entremeses, ideal durante las comidas y perfecta para los bocadillos. Marida a la perfección con un buen vino blanco DOC, como por ejemplo un Colli di Parma. Es un producto apto para celíacos ya que no contiene gluten. Tampoco contiene lactosa ni proteínas de la leche.

¿Cómo se almacena y cómo comerla?

La Coppa puede ser almacenada durante muchos meses si está entera, en un lugar húmedo y fresco (12-18 ° C). Una vez cortada debe ser almacenada en el refrigerador entre 0 y 7 ° C y consumida antes de 2 meses. Una vez abierta debe guardarse en la nevera envuelta en un paño de algodón húmedo.
Antes de cortar la Coppa, se recomienda quitar la piel exterior y si estuviese muy condimentada, lo ideal es envolverla con un paño empapado en vino blanco durante un día entero.

Cortada en finas lonchas es como mejor se aprecian sus características gustativas.

La variante más conocida de este embutido es el CAPOCOLLO NOSTRANO DOLCE que se produce en la región de Umbria  y su sabor es ligeramente más salado y más intenso, también es ligeramente más curado y más seco.

En nuestro catálogo disponemos de estos embutidos, la Coppa es de Montana y el Capocollo Nostrano es de la marca Cascina Sant´Ersilia.